Reflexiones de un día de Navidad

Últimamente estoy más pensativo de lo habitual. No me malinterpreten, no me pasa nada, ni tengo grandes problemas, simplemente creo, que con la madurez, te empiezas a dar cuenta , de cosas que anteriormente pasaban totalmente desapercibidas.

Algunas de las cosas sobre las que he cambiado de opinión:

  • El dinero. No soy ningún hipócrita, ni ningún asceta que viva en un barril. Me gustan las cosas de calidad, comer bien y la “falsa” sensación de poder dar a mis hijos una cierta seguridad. Sin embargo, cada vez me gusta más ver el dinero, como algo que almaceno para tener tranquilidad en el futuro, y me motiva más bien poco o nada, gastarlo en cosas efímeras o de llamemosle status.

  • El poder. Lo reconozcamos o no, a todos nos gusta tener poder. Es mucho más adictivo que el dinero. De nuevo, es algo por lo que he perdido todo interés. No me motiva en absoluto, saberme por encima del resto de mis congéneres. La vida es muy corta, y no quiero malgastarla dominando. Tampoco quiero dejar que me dominen, eso si, al fin y al cabo, soy el único Capitán de mi alma, y quiero que así siga siendo.

  • La salud. Otro tema recurrente. Por mucho que se repita cien veces, seguirá siendo verdad, y lo seguiremos olvidando. La salud , tuya y de los tuyos, es lo más importante que hay. Sin salud, no hay nada. Sólo somos conscientes de la importancia de la misma, cuando nosotros, o alguien de nuestro entorno, la perdemos.

  • La importancia de hacer el bien. Esto suena muy cursi, y probablemente lo sea, pero para mi cada vez es más evidente, que el karma existe. Estamos aquí de paso, si puedo elegir, elijo ayudar, hacer crecer y sumar al resto de los que me rodean. Para mi esto es la diferencia, que marca la diferencia.

  • El fin es siempre el principio. Ningún proyecto empresarial o personal, debe nublar tu mente. La vida es cambio, evolución y futuro. Siempre hay que estar listo para hacer nuevas cosas, superarte, conocer a gente distinta a uno mismo que te aporte y te mejore. No vale la pena ver la vida como un juego de suma cero. Para mi, la vida compone exponencialmente, y me he grabado a fuego la frase "lo mejor está por llegar".

Quisiera seguir escribiendo más, pero los niños pequeños, aún no entienden de estas cosas…y saben que … son lo más importante. Feliz Navidad!!!

Out of the night that covers me,
Black as the pit from pole to pole,
I thank whatever gods may be
For my unconquerable soul.

In the fell clutch of circumstance
I have not winced nor cried aloud.
Under the bludgeonings of chance
My head is bloody, but unbowed.

Beyond this place of wrath and tears
Looms but the horror of the shade,
And yet the menace of the years
Finds and shall find me unafraid.

It matters not how strait the gate,
How charged with punishments the scroll,
I am the master of my fate:
I am the captain of my soul.

Invictus William Ernest Henley (1849-1903)

3 Me gusta

@jvas ,con post como estos y con sus entrevistas, muestra su especial habilidad para recordarnos que no deberíamos separar nuestra faceta inversora del resto de nuestra faceta como persona.

Creer que podemos dejar de lado, viviendo en sociedad, nuestra faceta inversora, es una de las causas de la pésima elección de riesgo por parte de esta clase de inversores, que, cuando suelen decidir invertir suele coincidir con el peor momento para hacerlo.

Por otro lado, pretender ser como inversor lo que no se es como persona, es tener muchas posibilidades de terminar siendo víctima de las ilusiones del mercado.
En este sentido nada como la reelectura de fantásticos posts que inciden en estas ideas:
https://www.finect.com/blogs-financieros/Fabala/necesito_batir_al_mercado

2 Me gusta

Muchas gracias @agenjordi, al final, en mi opinión, en esto pasa como con El error de Descartes, no se puede separar una cosa de la otra.

Creo que salvo contadas excepciones con los genios, el común de los mortales aprendemos experimentando…y metiendo la pata o acertando, con desigual fortuna. La diferencia entre los que pasan la travesía del desierto y los que no, es la capacidad de aprender. Esto lo dice alguien que no aprende siempre de la forma menos dolorosa.

Me alegro que le haya gustado, a veces me planteo si es bueno escribir este tipo de pensamientos en voz alta.

Los tres artículos son realmente buenos, muestra de las grandes personas e inversores que hay detrás. Alguno no lo conocía y me han gustado mucho.

Vaya @jvas, es Vd. un grande de verdad. Que hasta me haya gustado la poesía yo que soy apoético ya es la bomba. Especialmente la última estrofa, pero toda ella.

1 me gusta

Muchas gracias @arturop!

La verdad que es uno de los poemas más inspiradores que recuerdo. El autor sufrió de tuberculosis desde la adolescencia y tuvieron que amputarle una pierna. Pasó toda su vida batallando con no demasiado buena salud, pero igual que otros grandes personajes, logró cultivar la fuerza, para ver la adversidad de un modo distinto.

Siempre me ha fascinado la gente así, Milton Erickson fue otro de los que convirtió la adversidad en fuerza.

Sé que suena cínico, pero francamente, preferiría en mi vida no tener que desarrollar esas habilidades :slight_smile: , lo que no quita, que del mismo modo que me impresiona ver un deportista de élite, sepa disfrutarlo con fruición.

1 me gusta